Domingo 25 Julio 2021

Se podría decir que en cada comuna de la Ciudad, los problemas no son los mismos y en algunas los inconvenientes son resueltos con más celeridad, es como que en algunas todo funciona mejor, eso lo sabe cada vecino que haya vivido en la zona sur y se haya mudado a la zona norte, sin embargo, en todas las comunas se puede ver como aumento la pobreza, hasta el más distraído de la realidad se da cuenta, situación que se ha visto agravada por la pandemia por el Covid y el parate de la economía, el no poder salir a rebuscarse el peso, como se dice vulgarmente.

En cuanto se puede tomar el transporte, o circular, se puede ver a diario la cantidad de personas que buscan cosas en los contenedores, el toque de los timbres en los domicilios pidiendo algo para dar, ropa o comida, y aunque en estos tiempos todos se refugian más en sus hogares para evitar el contagio del coronavirus, igual se sabe o se ha visto la cantidad de gente que vive en la calle, en algún lugarcito de un comercio cuando cierra, de un banco, etc.

Cuando llega el frio intenso la situación se hace más grave para quien está en situación de calle, el Gobierno porteño a través del Ministerio de Desarrollo Humano y Hábitat, activó el Operativo el Operativo frío, un equipo especializado, formado por más de 570 trabajadores del Buenos Aires Presente (BAP), recorrió desde el martes el territorio porteño en 30 móviles para asegurarse de que las personas que viven en la intemperie reciban comida caliente, ropa de abrigo, insumos de prevención covid-19 y la posibilidad de alojarse en los Centros de Inclusión de la Ciudad. El procedimiento se repitió este miércoles a la noche y se hará cada vez que las temperaturas sean iguales o menores a los 5°.

“Desde el año pasado, con el inicio de la pandemia del coronavirus, adaptamos nuestra operación del programa Buenos Aires Presente para, por un lado, poder responder a una demanda creciente en los Centros de Inclusión y, por el otro, poder darle a nuestra política un abordaje bien integral”, afirmó María Migliore. “El operativo frío es una respuesta en la emergencia para las personas que se encuentran en la calle con temperaturas de frío extremo; una persona que se encuentra en esta situación está inmersa en una de las situaciones más frágiles y vulnerables que se pueda imaginar, y por eso es tan relevante poder acompañarla”, finalizó Migliore.

La Ciudad dispone actualmente de 32 centros de alojamiento permanentes, y 3 centros de emergencia abiertos desde el inicio de la pandemia (Parque Roca I, II, III), sumando un total de 2.492 plazas. Todos los dispositivos cuentan con servicio de ducha, elementos de aseo personal, 4 comidas, talleres para contención psicológica, así como también para la inserción social, laboral y oportunidades de revinculación familiar.

El programa Buenos Aires Presente es la primera línea de atención para personas en situación de vulnerabilidad socioeconómica y habitacional.

El programa cuenta con la línea 108 de Atención Social Inmediata, donde pueden comunicarse quienes están atravesando esta problemática o los vecinos que adviertan la presencia de personas que tengan la necesidad de recibir asistencia.