Viernes 20 Mayo 2022

En estos días de fiesta de navidad y fin de año casi siempre se producen excesos, accidentes y los evitables si no se hiciera uso y abuso de alcohol y de otras sustancias que lamentablemente circulan y se consumen, un ejemplo claro es lo que ocurrió en el barrio de Palermo donde ciclistas y runners fueron atropellados, estas cosas siguen  sucediendo y la asistencia rápida salva vidas, por eso los hospitales y ambulancias cuando suceden estos hechos en la vía pública son fundamentales, más allá de la prepaga u obra social que cada uno tenga.

El Gobierno porteño incorporó 10 nuevos vehículos a la flota del Sistema de Atención Médica de Emergencias (SAME). Se trata de 7 ambulancias de alta tecnología y 3 motos que funcionan como unidad de intervención rápida de avanzada. Así, ya suman 100 las unidades de atención. El objetivo es garantizar la asistencia de calidad de todos los vecinos de la Ciudad y optimizar los tiempos de respuesta.

Las 7 nuevas ambulancias de la nueva generación incluyen luces true light que brindan una desinfección del vehículo en solo 10 minutos; son más bajas para facilitar el ingreso de la camilla eléctrica; y tienen suspensión hidroneumática. También poseen un sistema antivuelco y antipatinaje, por lo que son más seguras. La cabina del paciente cuenta con una silla de ruedas; 3 tubos de oxígeno; y un cardiodesfibrilador; entre otros elementos clave para brindar una atención médica oportuna.

Las 3 nuevas motos, por otro lado, permiten reducir el tiempo de llegada ante una emergencia. Gracias a que cuentan con un médico a bordo, permiten brindar una evaluación avanzada del paciente in situ.

En el 2021, el SAME cumplió 30 años y anualmente asiste a un promedio de 250 mil personas. Su misión es garantizar una atención inmediata, gratuita y de calidad ante cualquier urgencia médica las 24 horas, los 365 días del año.

El esquema de funcionamiento está diseñado para llegar a cualquier punto del territorio porteño en menos de 14 minutos. Desde el inicio de la emergencia sanitaria por COVID-19, reafirmó su presencia estratégica dentro del Sistema de Salud Público. En marzo de 2020 se habilitó la línea 107 para consultas sobre coronavirus y hasta el momento en total se recibieron más de un millón y medio de llamadas.

Historia del SAME

El SAME fue creado el 16 de agosto de 1991, mediante el decreto 3310/1991. Sin embargo, los primeros pasos se remontan a 1883 con la entonces denominada “Asistencia Pública de Buenos Aires” que comenzó a funcionar como un Servicio de Primeros Auxilios. Luego, en 1969, fue reemplazada por el Centro de Información para Emergencias y Catástrofes (CIPEC).

Actualmente el SAME tiene su Sede Central en Monasterio 480 (esquina Av. Amancio Alcorta), inaugurada en 2012.

A lo largo de tres décadas, cumplió un rol clave en la asistencia de emergencias tales como el atentado a la AMIA, en 1994; en Cromañón, en 2004; el choque de trenes con descarrilamiento en el Planetario, en 2010; y la tragedia del tren Sarmiento en la Estación de Once, en 2012.

Gracias a los resultados positivos comprobables del SAME porteño, en 2016 se replicó la experiencia en la Provincia de Buenos Aires. En agosto de ese año se decretó la creación del SAME Provincia y en septiembre comenzó a funcionar en el municipio de Lanús. Luego el sistema se extendió por la mayoría de los 135 municipios bonaerenses, donde hoy continúa vigente.